• Inicio / Noticia / 2021 / Covid 19 en Colombia: una mirada a los datos #14
  • Covid 19 en Colombia: una mirada a los datos #14

    • Covid-19-en-Colombia14-Desktop.png
      Covid-19-en-Colombia14-mobile.png
01/02/2021

La segunda ola está, en la mayoría de las ciudades, siendo superada o está próxima a superarse. La segunda ola de enero, sorprendentemente sorpresiva -valga la redundancia- para algunos mandatarios, llegó con los consabidos cierres y deja tocada las optimistas proyecciones de recuperación para el 2021. El mecanismo de apertura que operó en el último trimestre del 2020 no se mostró efectivo para evitar nuevos cierres generalizados. Es el momento de implementar medidas novedosas que eviten choques económicos y sociales en lo que resta del 2021.

Salvo contadas excepciones en el mundo, la llegada de una segunda ola era esperable y hasta cierto punto inevitable. La Figura 1 que ilustra el número de fallecidos en Colombia desde el comienzo de la pandemia muestra la virulencia de la nueva ola. El número de fallecidos diarios que prácticamente durante todo el 2021 ha superado los peores momentos de la primera ola, ha rondado los 450. En consecuencia, a pesar de la experiencia adquirida el año pasado, el sistema de salud estuvo a punto de colapsar lo que obligó a cerrar nuevamente la economía.

 

 

La Figura 2, en su panel (a) muestra la situación del número de casos diagnosticados en Colombia, mientras que el panel (b) registra el caso bogotano. En el caso colombiano se observa que tras superar el primer pico la caída nunca fue lo sustantiva que debió ser. La necesidad de reactivar la economía llevó a fomentar todo tipo de actividades, incluyendo aquellas de más riesgo. Entiendo por riesgosas aquellas que implican quitarse el tapabocas en lugares cerrados o con escasa ventilación.

El insuficiente descenso en Colombia estuvo acompañado de tasas de positividad de pruebas de 20% durante buena parte del segundo semestre de 2020. Es decir, aproximadamente uno de cada cinco individuos que se hicieron la prueba obtuvieron un resultado positivo. Ello contrasta con la evidencia de otros lugares donde cayó a niveles inferiores al 1%, y claramente en contravía de recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) quien sugería no abrir una economía con tasas de positividad superiores al 5%[1]. En la práctica mantener cerrada la economía por más tiempo no es viable.

En Bogotá, según se observa en la Figura 2, panel (b), la segunda ola también fue más fuerte que la primera. La escalada inició a mediados de noviembre lo cual unido al freno en la caída del número de camas UCI ocupadas (Figura 3) hacía evidente la llegada de una nueva ola a la ciudad.

Estamos, por tanto, entrando a una nueva realidad en la que el pico de la segunda ola se está superando, la ocupación de UCIs cae, y aunque aún está por confirmarse la caída, el número de fallecidos diarios se ha frenado. Es el momento de revisar el pasado reciente, entender la evolución del virus y presupuestar el 2021.

Las vacaciones de navidad nos pasaron factura. El entusiasmo por abrir, pasear, celebrar y olvidarse de un 2020 nefasto terminó con una cuesta de enero fatal en enero. Nunca tuvimos tantos fallecidos como en el mes que recién termina. La evidencia científica apunta en la actualidad a que el principal mecanismo de transmisión del virus es por el aire. La transmisión por superficies contagiadas parece ser menos relevante entre otras razones porque requiere que el individuo se toque con las manos sucias los ojos o la boca[2]. Por otro lado, también hay suficiente evidencia que indica que las máscaras (correctamente utilizadas) sirven[3].

A diferencia de diciembre, ahora tenemos claro que el virus va mutando y que, aunque el virus ya esté en Colombia, del exterior pueden llegar variantes con mayor transmisibilidad. Adicional a lo anterior, las vacunas tomarán su tiempo en lograr el objetivo de facilitar la vuelta a una vida normal. A modo de ejemplo cabe mencionar que en algunos modelos para Estados Unidos recomiendan mantener las restricciones y medidas de distanciamiento hasta julio de 2021[4]. En el escenario optimista de que se cumpla las proyecciones de vacunación del gobierno, para agosto se habrá vacunado el 80% de la población lo que aunado a los millones que han padecido el virus nos acercará a la inmunidad de rebaño. Pero viendo las dificultades de Europa para mantener sus programas de vacunación al día, ese escenario es quizás demasiado optimista.

Así que hay que prepararse para minimizar la tercera ola. El reto principal es Semana Santa. Época de vacaciones para unos, meditación para otros, pero de salidas, reuniones y seguramente descuidos para la mayoría. Presenta los mismos riesgos que la navidad y a diferencia de lo que sucedió entonces, las autoridades no deben vender la alegría del momento, sino la necesidad de auto restringir los movimientos.

El otro frente es el uso de máscaras. Un colegio con máscara y ventilación adecuada no debería tener mayor problema para abrirse. Tampoco una papelería, un taller, una zapatería o la infinidad de tiendas y negocios que no requieren que nadie se quite la máscara en ningún momento. Diferente es la situación de aquellas actividades que requieren retirarse las máscaras, las cuales son esencialmente aquellas relacionadas con comer y beber, y que incluye entre otros a restaurantes, bares, discotecas y hasta moteles.

Manteniendo la economía abierta, hay que fomentar y apoyar a restaurantes y similares para operar con base en domicilios, permitir la operación de aquellos que tengan acceso a sitios ventilados, y restringir la operación de lugares cerrados. En la práctica habría que diseñar un reglamento de operación en pandemia para establecimientos que requieran que los clientes en algún momento se retiren la máscara.

A lo anterior, las fronteras del país deberían blindarse aún más. La obligatoriedad de pruebas para todo viajero internacional debería ser, como en tantos otros países, un requisito mínimo. La llegada de variantes del virus puede comprometer no sólo la economía sino al mismo plan de vacunación.

En aras de evitar otro cierre generalizado en una previsible tercera ola, hay que diseñar un esquema en el que la máscara no pueda quitarse (legalmente) fuera de casa. El sacrificio efectivo de algunos sectores requiere, por supuesto, redirigir las ayudas estatales a quienes resulten afectados. Con el manejo de las bases de datos actuales debe ser una labor relativamente sencilla comparado con el esfuerzo realizado hace un año.

El objetivo central es no tener que recurrir a cierres generalizados en lo que resta del año. El país económico y social no aguanta más. Una apertura restringida es preferible a una apertura basada en deseos e ilusiones de recuperación económica que luego terminan con todos los comercios, negocios y actividades completamente cerrados.

El análisis, de Jorge Tovar, lo pueden seguir también con actualizaciones diarias en su cuenta de Twitter @JorgeATovar


[1] https://www.jhsph.edu/covid-19/articles/covid-19-testing-understanding-the-percent-positive.html#:~:text=The%20higher%20the%20percent%20positive,weeks%20before%20governments%20consider%20reopening

[2] https://nursesunions.ca/cfnu-research-summary-on-covid-19/

[3] https://www.journalofhospitalinfection.com/article/S0195-6701(21)00007-4/fulltext

[4] https://www.nytimes.com/interactive/2021/01/24/us/covid-vaccine-rollout.html


Vea el reporte No.1
Vea el reporte No.2
Vea el reporte No.3
Vea el reporte No.4
Vea el reporte No.5
Vea el reporte No.6
Vea el reporte No.7
Vea el reporte No.8
Vea el reporte No.9
Vea el reporte No.10
Vea el reporte No.11
Vea el reporte No.12
Vea el reporte No.13

Noticias Recientes

  • Covid 19 en Colombia: una mirada a los datos #15

    ¿Habrá tercera ola? Sí. La fuerza de dicha ola...

  • Covid 19 en Colombia: una mirada a los datos #14

    La segunda ola está, en la mayoría de las...

  • XIX Boletín de Noticias Doctorado en Economía

     

    Nueva cohorte ...

  • Covid 19 en Colombia: una mirada a los datos #13

     

    ...

  • Covid 19 en Colombia: una mirada a los datos #12

    Este es el duodécimo de una serie de reportes periódicos...

  • Covid 19 en Colombia: una mirada a los datos #11
    ...
  • Covid-19 en Colombia: una mirada a los datos #10
    ...
  • Tenure track position

    The Department of Economics at Universidad de los Andes invites applications for tenure-track...

  • Covid-19 en Colombia: una mirada a los datos #9
    ...
  • Covid-19 en Colombia: una mirada a los datos #8
    ...
  • Covid-19 en Colombia: una mirada a los datos #7
    ...
  • Homenaje a la obra del economista Miguel Urrutia

    Con una serie de conversatorios y con la exposición “El arte del grabado Ukiyo-e”, la Universidad de los Andes rinde...